martes, 15 de abril de 2014

Metafisica y los 3 primero mandamientos



Los tres primeros mandamientos están enfocados en lo que debemos conocer y entender de Dios (entendiendo que Dios es reconocido con el nombre de Israel, Jehová o Yahveh), sea como sea Moisés nos los trae en Éxodo 20:2-17 y es validada en Deuteronomio 5:6-21, donde lo más importante es reconocer que cuando la Biblia nos está repitiendo unas tres veces algo debemos tomarlo literalmente y en estas tres leyes el Yo Soy "Dios". Las 3 leyes están en Éxodo así (debo reconocer que existen varias versiones de la Biblia y esta la tomo de referencia de Wikipedia para no amañarme a un punto de vista en particular):


1 Y habló Dios todas estas palabras, diciendo:
2 Yo, Yahveh, soy tú Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre.
3 No tendrás dioses ajenos delante de mí.
4 No te harás imagen ni ninguna semejanza de lo que hay arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.
5 No te inclinarás ante ninguna imagen, ni las honrarás; porque yo soy Yahveh tu Dios, fuerte, celoso, que castigo la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen,
6 y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.
7 No tomarás el nombre de YAHVÉ tu Dios en vano; porque no dará por inocente Yahveh al que tomare su nombre en vano.



La Iglesia Católica donde conocí por primera vez estos mandamientos los expresa así:



  1. Amarás a Dios sobre todas las cosas.
  2. No dirás el nombre de Dios en vano.
  3. Santificarás las fiestas.


Pero como intuirás hay algo más, no solamente por las informaciones desconocidas para nosotros pero súper importantes para Jesús, "Las Mitzvot o mandamientos divinos" que están en la Tora y son 613 leyes que algunas facciones judías intentan cubrir, nuestro decálogo es más básico y no debo dejar de aceptar está un poco amañado también, pero básicamente todas estas leyes son para poder evolucionar a través de los planos gracias a la Ley de Correspondencia "Como es arriba es abajo, como es abajo es arriba".




El primer mandamiento nos deja claro que Dios es el principio y está en todas las cosas por eso hay que amarlas, todas tienen su energía y  para el segundo nos da la importancia que debemos darle a estos mandamientos y la tercera nos invita a reconocer al Yo Soy, hijo de Dios con sus genes en cada uno listos a manejarlos bien, por eso sus leyes.




Por tanto eres hijo del único Dios, hecho a su imagen y semejanza, tú puedes hacer lo que quieras, pero a conciencia, con fe y amor como él lo hace y serás conocedor de la verdad sin que afecte a nadie y beneficie a todos.



Moisés viene a cuadrar el trabajo de Hermes, aunque el Faraón Akenaton quiso impulsar el monoteísmo fue realmente Moisés que al cumplir la orden divina de liberar al pueblo de Israel ratificar su Fe monoteísta y más aún darle un libro de ruta con el decálogo que Dios le entrega a Moisés en el monte Sinaí.



Entonces solo hay un Dios que somos parte de él y que estamos aprendiendo a conocer lo que podemos hacer, decretando lo que queremos, manifestándolo, haciendo milagros.




El primer punto es el liberarnos de Egipto, representa que nos liberamos de nuestras creencias impuestas y reconociendo como poseedores de dones divinos al ser parte de Dios, ojo no somos el único Dios, somos creados con sus genes por explicarlo metafóricamente, es difícil de explicar algo que intuimos y sabemos.



El segundo punto no tengamos imágenes de Dios, pero sabemos que no podemos hacer imágenes de todo, todo es Dios, tendríamos que hacernos imágenes de 7.000.000.000.000 millones que tenemos su gene más de cada animal y cosa en el planeta, todo es Dios, por eso no debemos confundirnos en hacer imágenes para adorarlas como si fueran Dios. No se puede esto es imposible, es más ni lo entendemos bien para hacer una imagen. Además la imagen no es Dios es una imagen que representa algo de Dios, como santos o reliquias, pero eso no es Dios, sirve para recordarnos lo que han hecho otros, pero solo eso, y creo que está bien si somos consiente de que eso no es Dios, solo sirven para fortalecer nuestra Fe, y hacer los milagros ya que estamos positivos con esas imágenes pues nosotros no creamos las dudas, somos lo que hacemos el milagro y no lo reconocemos, nos mentimos y no aceptamos la verdad. Tenemos que tenernos Fe y dar Gracias por poder pedir y recibir lo que decretamos. El no alabar imágenes pues ya no son necesarias, eso es en esencia lo que debemos hacer.




No debemos meter a Dios en cosas vanas, él es sagrado y él nos juzgara,  por como nosotros tratamos a los demás, además los demás también son Dios, por tanto no te metas con él, porque además te metes contigo mismo, ves porque no podemos entender a Dios, poco a poco comprendemos más su verdad, no podemos hacer mal en nombre de Dios, ni por defender la Fe en Dios, mucho menos creer que debemos ir a Guerras Santas o peor hacer Terrorismo en nombre de Dios, que locura por Dios, hay que respetar como lo hizo Jesús, todo amor, entonces nos hacemos daño a nosotros mismos, vez es cíclico.

No trates de Santificar imagenes, recuerda que tu eres el del milagro, es lo que quiere enseñarnos esta ley, las imagenes fueron las fotos de hoy un recuerdo de algo que queremos, pero ellas no hacen nada que nosotros no le demos el poder. El nos saca del plano material por eso no debes atribuirles poderes a nada fuera de ti y Dios, solo Dios te permite lo que eres capaz de hacer como milagros midiento con tu propia evolucion espiritual.



Santificar las fiestas es masque un deber, debemos reconocer el Dios que está con nosotros, su genes, la mil millonesima de miles de millones de parte que somos de Dios, es demasiado pequeño, pero demasiado grande si lo aprendemos a decretar y pedir bien. Dale gracia a Dios, regálale un momento de agradecimiento, medita sobre los benéficos que te dio Dios.


No hay comentarios:

Publicar un comentario